Esta preciosidad es MAX, es casi un cachorro todavía..
La cosita más cariñosa y juguetona que hay. Sin saber porque se encuentra en un jaula en la perrera…

En cuanto te acercas a él, se vuelve loco por una caricia o una chuche… El no tiene la culpa de que algún malnacido ya no quisiera seguir cuidándolo. No pidió nacer y lo único que entrega a quien se le acerque es cariño.

Se entrega en adopción en las provincias de Tarragona o Barcelona, con contrato de adopción, compromiso de esterilización y seguimiento.

Contacto: spacunican@gmail.com


Anuncis